La Corporación Autónoma Regional de La Guajira, junto a la Corporación PRESERVAR como entidad coordinadora, impulsan los Conversatorios sobre Penalización de Delitos Ambientales en los quince municipios del departamento. En este marco se desarrolló uno de tales eventos en el corregimiento de Carraipía, área rural de Maicao, el martes 9 de abril de 2019.


El conversatorio sobre este importante tema dio inicio con la presentación de la misión, objetivos y procedimientos de las entidades convocadas al evento. Estas fueron: 1.) CORPOGUAJIRA, 2.) PRESERVAR, 3.) Representantes de la Administración Municipal de Maicao, 4.) Batallón Gustavo Matamoros, en cuya representación asistió el comandante Wilfredo Andrade, 5.) Delegados la Corregiduría de Carraipía, 6.) Junta Mayor de Palabreros Wayüu, representados por Guillermo Jayariyuu, 7.) Vigías Ambientales de Garrapatamana, 8.) la UNGRD, representada por Wilder Pinto, y comunidad en general.


CORPOGUAJIRA: La institución expuso en detalle la labor que ha venido desarrollando en las siguientes áreas:


Educación Ambiental: ofertas de talleres y seminarios.


Restitución del daño: Casas de hogar y de rehabilitación.


Campo jurídico: 1.) Declaratoria de RESERVA FORESTAL PROTECTORA MONTES DE OCA. 2.) Declaratoria de ÁREA DE INTERÉS PARA LA CONCENTRACIÓN DE AVES, AICA. 3.) Ejecución de su papel de Autoridad Ambiental Sancionatoria que expide los certificados de permiso reglamentario para la comercialización y el control de las especies madereras y de animales en vía de extinción.


Administración Municipal de Maicao: Los delegados del ente territorial enumeraron los compromisos adquiridos en cuanto al tema de Educación Ambiental en el municipio. Además, indicaron qué avances han tenido al respecto, por ejemplo, en áreas como la prevención, los cambios de paradigmas, normativa de protección y de sanciones, capacitaciones, entre otras.
Uno de los puntos destacados consistió en los esfuerzos por parte de la Alcaldía de Maicao por desarrollar planes de control y regulación en torno a la oleada de inmigrantes venezolanos. Dicho fenómeno social está afectando el entorno ambiental del municipio, y en especial en la Zona de Reserva Forestal de Montes de Oca.
Durante el Conversatorio sobre Delitos Ambientales, la Administración Municipal de Maicao propuso que se brinde una mayor orientación a la comunidad rural y urbana en temas ambientales. También enfatizó en la necesidad de una mayor colaboración a la Gobernación de La Guajira y de los Ministerios respectivos para enfrentar con mayor organización y eficacia la problemática de la inmigración de ciudadanos venezolanos, y contener así la invasión en los predios de la RESERVA FORESTAL PROTECTORA MONTES DE OCA.

Batallón Gustavo Matamoros, del vecino municipio de Albania

 

El comandante Wilfredo Andrade reiteró su compromiso con la labor de vigilancia de los puestos de control en las vías intermunicipales, además de la capacitación en valores ambientales entre sus huestes y el patrullaje constante en la zona norte de la Serranía de Perijá.
Para concluir su intervención, el representante de la institución castrense solicitó una mayor formación en materia de prevención y conciencia ambiental al interior del ejército. Asimismo, propuso una alianza entre las alcaldías de Albania y Maicao, la Gobernación de La Guajira, Corpoguajira y el Batallón Gustavo Matamoros, para contribuir positivamente con el tema de protección ambiental.


Unidad Nacional de Gestión del Riesgo y Prevención de Desastre: El delegado de la UNGRPD, Wilder Pinto, recalcó la necesidad de definir un Plan Anual de Prevención Integral, que incluya a todas las instituciones más allá de las Salas de Crisis. Dentro de sus anotaciones, el delegado de la UNGRPD afirmó: “La problemática social de La Guajira conlleva un factor político y económico muy fuerte. Esto obliga a que la labor a desarrollar sea de carácter interinstitucional e intersectorial. ¡Las Salas de Crisis no bastan!”.
Al finalizar, expresó su respaldo a la Alianza Integral que propusieron los representantes del Batallón Matamoros y CORPOGUAJIRA. “Dichas instituciones están siempre dispuestas a desarrollar acciones que contribuyen a la prevención del Delito Ambiental, así como a brindar la atención requerida durante las emergencias que se presenten, y en la acción de salvar vidas”, recalcó.


Corregiduría de Carraipía: El ente territorial solicitó la comprensión de los órganos de control y el respaldo de la comunidad organizada para atender el caso de los migrantes venezolanos desde el punto de vista humanitario, pero también desde el punto de vista laboral.
Asimismo, se consideró urgente y fundamental la oferta de CORPOGUAJIRA de instalar un Ciclo de Talleres Formativos y de Reconversión Laboral. Y adicional a ello, la delegación del corregimiento de Carraipía propuso un Plan de Choque que permita la amortiguación, el control y la sanción al mismo tiempo, todo con el objetivo de enfrentar de manera coordinada delitos ambientales como el tráfico ilegal de animales, la tala y el carbón vegetal.


Miembros de la sociedad civil liderada por los Vigías Ambientales de Garrapatamana: Los integrantes de dicha delegación hicieron énfasis en que son la población directamente afectada, puesto que viven en carne propia los efectos de la falta de Políticas Públicas en materia ambiental, tanto en el departamento de La Guajira, como en el municipio de Maicao. Además, vienen liderando la organización y eficacia de la Veeduría Ambiental Local.
Durante su intervención, plantearon la organización de una Asociación Intermunicipal Protectora de los Montes de Oca, y resaltaron el tema del proceso de Reconversión Laboral y de una Agenda Intersectorial de Prevención del Delito y del Provecho Sustentable entre las comunidades y las instituciones del orden municipal, departamental y nacional.


Junta Mayor de Palabreros Wayüu

Guillermo Jayariyuu, quien actúa como coordinador de esta organización civil, expuso el universo del pensamiento ambiental wayuu. Indicó que la etnia cuenta con unas Autoridades Ambientales que radican en la sabiduría de los ancianos y ancianas, especialmente en las Outsü, o ancianas sanadoras.
Tales Autoridades Ambientales son las encargadas de explicar el funcionamiento del mundo de las espiritualidades, en donde la flora y la fauna ejercen un papel de equilibrio, regulación, nutrición, protección y orientación -por medio de agentes espirituales que hablan en el sueño y en rituales-, que determinan la vida de los humanos.
El coordinador de la Junta de Palabreros Wayüu expresó: “Se debe volver a los rituales de protección ambiental, trabajar de manera conjunta con las instituciones, y crear planes de vida que permita la planificación de estas acciones en los territorios wayuu”. Y añadió para finalizar: “Es urgente hacer una reconversión laboral con la población wayuu dedicada al carbón vegetal. Podemos pensar en una especie de guardabosques wayuu”.
La realización de un Taller Formativo quedó como compromiso inmediato: En la zona de la Compuerta del Acueducto, corregimiento de Carraipía, se dará inicio al Ciclo de Capacitación en Prevención del Delito y de Reconversión Laboral. Además, se comenzará la conformación y puesta en marcha de la Veeduría Ambiental Local, el sábado 27 de abril del 2019.


MONTES DE OCA: RESERVA FORESTAL PROTECTORA


Mediante el Acuerdo Directivo 000017 de CORPOGUAJIRA, el área montañosa de la parte septentrional de la Serranía de Perijá fue declarada como RESERVA FORESTAL PROTECTORA MONTES DE OCA.
Este sistema montañoso está situado en la región suroriental del departamento de La Guajira, y sirve de límite internacional entre las repúblicas de Colombia y Venezuela. Tiene un área de 8.494,15 hectáreas y está en la jurisdicción de los municipios de Maicao (6.973,66 ha) y Albania (1.520,49 ha). Su altitud se sitúa entre 200 y 800 metros sobre el nivel del mar. El cerro de Carraipía se lleva el record como punto más elevado de la serranía.